Páginas

miércoles, 11 de marzo de 2009

Canción de Hielo y Fuego I: Juego de Tronos


Sé que ando un poco tardío y que ya no descubro una novela desconocida. De echo me la recomendaron hace más de ocho años. Pero no ha sido hasta hace poco que me decidí a comprarla.
A pesar de mi ritmo lector habitual, he tardado muy poco, robando minutos al sueño y sufriendo cada madrugón como nunca. Pero... ha sido fascinante.
Os recomiendo que os hagáis con ella de inmediato. Personajes tremendos, escenas increíbles, diálogos ingeniosos, una historia muy buena y una forma de narrar los hechos tan gráfica que avanzas sin querer.
No es el clásico libro de fantasía. Aquí no aparecen elfos ni enanos ni orcos, no influyen joyas mágicas ni anillos ni magos (casi), pero la ambientación y riqueza de la novela hace que te sumerjas en un tremendo chapuzón que te deja ansioso de más.
Yo ya estoy buscando la continuación.
Y estoy de suerte, porque está editada hasta la cuarta entrega, creo. No tendré que esperar a que el maestro George R.R. Martin las escriba. Alguna ventaja tenía que tener andar tardío con CdHyF.

4 comentarios:

Martikka dijo...

Yo me estoy leyendo el segundo tomo de Juego de Tronos y coincido en lo espectacular de esta novela. Hacía mucho tiempo que no leía fantasía y he de decir que George R.R. Martin es un nuevo Tolkien, que pasará a la historia, ¡seguro!

Un saludo.

MINOTAURO dijo...

Magnifica epopeya, solo he leído el primero y veremos cuando prosigo, pero destacaría la agilidad narrativa del autor y ese toque especial que da ver las cosas desde los múltiples puntos de vista de cada personaje, frente al punto de vista habitual de los libros en primera o tercera persona.
La fantasía no esta aquí siempre presente, como en el Señor de los Anillos o en las sagas de Dragonlance, simplemente tiene salpicaduras de magia o fantasía, a lo largo de sus paginas, sin que ello disminuya una ápice la aventura épica que se relata, donde los sentimientos y deseos humanos, son los verdaderos protagonistas en un mundo de espadas.

STB dijo...

Sí, me encanta esa agilidad. Y poder ver las cosas desde la perspectiva de los distintos personajes. No es una novela típica, lo que la hace aún mucho más atractiva.

mary dijo...

efectivamente, tienes suerte de haberla descubierto un poco tarde. Pero tranquilo, en nada que leerás los siguientes (te aseguro que el ritmo de las historias de Jon Nieve y compañía no decae) y te sumarás a los miles de desventurados que esperamos con paciencia infinita que el señor Martin escriba el siguiente y Gigamesh lo traduzca, claro.

Besicos